Sal del molde

molde

En destino quise hablar un poco de las dos cosas:

  • cómo nos encasillamos
  • cómo somos dueños de nuestro destino

Pensaba desarrollar los dos puntos porque, tal vez, la idea no se ve demasiado en el relato. Veréis, si os paráis a pensar un poco llegaréis a la conclusión de que tenéis un papel en vuestra familia, vuestro círculo de amigos y que, por varios motivos, lo aceptáis casi sin ser conscientes.

Tenemos etiquetas como “el responsable”, “el que no tiene remedio”, “el inteligente”, “el pesimista”, “el líder”,… Y podemos optar por seguir con la etiqueta si no nos molesta o romper con ella y sentirte libre. Paso a poner ejemplos:

Sigue leyendo

Anuncios